The Grateful Dead – Shake’s Picks 22: 10/28/1979, Cape Cod Coliseum, South Yarmouth, MA

front-2

 

Bienvenidos a un nuevo volumen de Shake’s PicksEn esta ocasión vamos a volver a visitar una de esas épocas que no se suelen nombrar al pensar en los mejores momentos de los Grateful Dead en directo pero que para un servidor supone un momento realmente álgido dentro de su dilatada trayectoria. Me refiero a los últimos meses de 1979, coincidiendo con la incorporación del teclista Brent Mydland a la banda.

Lo cierto es que no soy el mayor fan de Mydland. Me parece un gran teclista, pero sin duda me quedaría con el piano jazzístico de Keith Godchaux o el órgano Vox de Ron ‘Pigpen’ McKernan antes que con las a menudo excesivas texturas sintetizadas del bueno de Brent. Y éso sin entrar en su faceta como compositor, que le convirtió en el responsable de los temas más dolorosamente horteras del extenso cancionero Dead, atrocidades como “Easy To Love You” o “I Will Take You Home”. Sin embargo, no cabe ninguna duda de que la entrada de Mydland en la banda sirvió para insuflar aires renovados de pasión y creatividad a sus jams en directo, que en la última época con el matrimonio Godchaux habían perdido parte de su característica magia, dando inicio a un período de energética plenitud que se extendería desde la segunda mitad de 1979 hasta que los problemas de salud de Jerry Garcia empezaron a tener dramáticas consecuencias en la música del sexteto en torno a 1982.

El show del 28 de octubre de 1979 es el segundo en una serie de dos noches en el Cape Cod Coliseum de South Yarmouth, Massachussets; un concierto que suele pasar desapercibido en beneficio del del día anterior, que fue editado oficialmente el pasado 2015 dentro de la pantagruélica caja 30 Trips Around The SunEl 27 de octubre destaca especialmente por un apoteósico “Dancin’ In The Streets” en el que la interacción entre Brent y Jerry alcanza cotas de funk intergaláctico dignas del colectivo Parliament/Funkadelic, así como por la furiosa jam de matices a lo “Caution” que sigue a “He’s Gone” con un Phil Lesh absolutamente desatado, pero el 28 no le va a la zaga con un frenético “China > Rider”, un enorme paseo por la estratosfera de la mano de “Playing The Band” y, en particular, el tremendo inicio del concierto con este emparejamiento de “Mississippi Half-Step Uptown Toodeloo” con “Franklin’s Tower” que se extiende a lo largo de más de media hora.

“Mississippi Half-Step Uptown Toodeloo” no es uno de esos temas que te vienen inmediatamente a la cabeza al pensar en la grandeza de los Grateful Dead en directo como “Dark Star”, “Eyes Of The World” o “Terrapin Station”, pero la verdad es que sin duda es una de mis composiciones favoritas de Garcia y Robert Hunter. Se trata, además, de uno de los temas más polivalentes dentro del repertorio del grupo, y es que desde su estreno en el verano de 1972 hasta el cese de la actividad de la banda en 1995, “Mississippi Half-Step” podía aparecer en cualquier momento de un concierto: tanto en el primer set como en el segundo, a veces en medio de una extensa secuencia improvisativa (como en el épico segundo set del 2 de diciembre de 1973, recogido en Dick’s Picks 14) y otras incluso a modo de bis (como en el mítico “concierto de despedida” del 20 de octubre de 1974 en Winterland). De lo que no hay duda es de que cuando la banda decidía abrir un show con ella, como ocurre aquí, la canción se convertía en un irrefutable indicio de que lo que esperaba era un concierto memorable.

La noche del 28 de octubre de 1979 las primeras palabras de Garcia (“On the day when I was born, my daddy sat down and cried…”) provocaron un estallido de júbilo en el público del Cape Cod Coliseum, que no volvería a apoyar el trasero en sus asientos hasta más de media hora después. Es una versión majestuosa, que culmina con los preciosos punteos de guitara tras el cambio de tonalidad que antecede a la escalofriante coda con Brent, Jerry y Bobby uniendo sus gargantas con pasión para entonar aquello de “Across the Río Grande-O”. Cuando Jerry emerge en la otra orilla del río al encontrar los acordes iniciales de “Franklin’s Tower” durante la iridiscente jam de salida de “Half-Step” ya nadie puede parar la fiesta. Se trata de un “Franklin’s” enorme, con múltiples subidas y bajadas que asemejan un trayecto de montaña rusa a bordo de una esponjosa nube al calor de los iridiscentes rayos de sol que fluyen de las cuerdas de Wolf, sedosamente acariciadas por el teclado de Brent mientras Phil Lesh dibuja una imprevisible trayectoria a su alrededor.

Y es que cualquier tipo de problema se desvanece cada vez que Jerry Garcia vuelve a entonar aquello de “If you get confused, listen to the music play!”

Descargar: Mississippi Half-Step Uptown Toodeloo > Franklin’s Tower (10/28/1979)

brent

El bueno de Brent amparado por su muralla de teclados

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s